Rubicon, puzzles a fuego lento

En la variedad hay el gusto y yo encuentro un gran gusto en nuevas propuestas televisivas. Aunque a veces no me entusiasmen (The Sopranos, Breaking Bad, hasta El Internado), siempre es bueno ver que alguien se sale un poco del guión e intenta cosas distintas. No me atrevo a decir nuevas, ya que nada es nuevo al 100%.

El caso de Rubicon es muy raro, ya que en realidad el argumento es más viejo que la boina de Marianico el Corto. Se trata de un hombre que cree descubrir una conspiración a gran escala. ¿Alguien ha dicho 24? ¿Prison Break? Pero lo que distingue a Rubicon de estas series (y miles más) es que su objetivo no es centrarnos en la acción, sino en el desarrollo de la investigación-descubrimiento. Rubicon no es una serie de un hombre que corre escapando de la conspiración, sino de un hombre que intenta unir piezas de un enorme puzzle para entender esta conspiración.

No voy a contar demasiado del argumento, ya que no hace falta y lo único que conseguiría es chafaros los tres primeros capítulos. Will Travers es una especie de ‘pensador’, alguien que trabaja para un ente gubernamental que se dedica a cruzar datos de distintas agencias y buscar patrones, a encajar piezas. Un buen día se encuentra con algo que no entiende y, pese a que le instan a no seguir investigando, lo hace. A partir de ahí, me callo.

El ritmo de la serie y su ambientación acompañan perfectamente este origen más mental y menos físico. Tiene un ritmo tranquilo, quizás un pelín demasiado lento en los 2 primeros capítulos, pero en ningún momento acaba de caer. Al principio Rubicon es muy consciente que el espectador tiene que comprender perfectamente quién es quién y también saber que si algo no lo entiende no es porque sea corto, sino porque aún no quieren que lo entienda. En otras series, las citadas por ejemplo, el descubrimiento de la conspiración es repentino y al final siempre te quedas con la duda de si el protagonista es más lento que tu, puesto que desde tres capítulos antes ya sabes quien es el malo. Aquí no, aquí el ritmo y la evolución del argumento son claros. Si quieren que lo sepas, lo sabes, si no quieren que lo sepas, entiendes que no tienes que saberlo. Parece complicado, pero es muy simple y ayuda muchísimo a sentirte metido en la trama, menos engañado.

Otro elemento que apuntaba antes es la ambientación. Magnífica. Rubicon tiene un presupuesto relativamente menor frente a superproducciones televisivas actuales, pero no se nota en absoluto. Es más, con sus planos trabajados, su iluminación adecuada a cada situación y sus pequeños apuntes con planos exteriores, te parece estar viendo una de las ‘grandes’ series del momento. Poco a poco vas notando que hay cosas que no son normales, te va entrando una cierta duda, una sensación que hay algo oculto. Te sientes como el protagonista, y eso es magistral, ya que multiplica el efecto de la serie.

Debido a esta ‘perfección’ estética, a su ritmo pausado y a su argumento conspiranoico, a Rubicon muchas veces se la ha comparado con los thrillers políticos de los 70, al estilo Los tres días del Cóndor. Creo que es una comparación aproximada, pero para muchos puede parecer más negativa de lo que es. Rubicon no es vieja, Rubicon no es lenta. Que no nos confundan las comparaciones, esta serie es actual, sabe que el ritmo actual es más ágil que es suyo e intenta mantenernos activos con recursos como tramas paralelas (los compañeros de trabajo del protagonista) o pequeños momentos de tensión (alguien que sigue a alguien, algún pequeño estallido de ira, etc.).

¿Quién es más listo?

La pregunta del millón para saber si los actores están bien o no. En series sobre conspiraciones, lo principal es saber si nos creeremos los descubrimientos del protagonista y si nos creeremos las reacciones de los ‘malos’. De momento James Badge Dale (visto en 24 o The Pacific) nos está elaborando un muy correcto Will Travers, que tiene dudas, que piensa en vez de actuar, pero que no cae ni en el rol de ‘intelectual superior’ ni en el rol de ‘el último tonto que se entera de lo que está pasando’.

A su alrededor poco importan los actores. De momento, aún no he terminado la primera temporada, tenemos un elenco que parece muy firme, con nombres como Miranda Richardson, pero que no tienen que soportar casi ningún peso dramático. Rubicon empieza y termina en Will, el resto son pequeñas piezas de puzzle, que miras, giras, colocas y a la siguiente.

Conclusión

En resumen, Rubicon es una serie para los que les gustan los argumentos relativamente complejos, pero que no quieren llegar al final y ver como el guionista se saca un ‘malo’ de la manga. En ella encontraréis una trama con muchos hilos, pero dónde no te pierdes gracias a su ritmo pausado. A la vez, para los más videocliperos, que esto no os eche atrás. Una vez empieza la investigación no para, no hay capítulos de relleno ni tampoco ratos de sopor. Como un buen asado, que se cuece a fuego lento, pero que nunca hay que apagar la llama.

Tráiler

Acerca de arnaudominguez

Periodista desde los 18, he tenido la oportunidad, en muchas etapas de mi trayectoria profesional, de unir placer y trabajo ejerciendo de crítico televisivo. Profesionalmente he pasado por prensa, radio, televisión e Internet y por distintas empresas de cierta envergadura como técnico en comunicación corporativa. Actualmente compagino varios blogs con mi trabajo en el Departamento de Prensa de Endesa y mis colaboraciones con el programa La Caixa Tonta. En la variedad está el gusto, dicen.
Esta entrada fue publicada en Series serias y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Rubicon, puzzles a fuego lento

  1. Pingback: Los Pilares de la Tierra, la forja de un mito | Tele Discreta

  2. Pingback: El ágape televisivo de Fin de Año | Tele Discreta

  3. Pingback: ‘Juego de Tronos’, la duda predecible | Tele Discreta

  4. Pingback: La series son para el verano (II): Las series de la pereza | Tele Discreta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s